Demasiado confiados con nuestra fertilidad

El pasado mes de abril, coincidiendo con la Semana de la Concienciación sobre la Infertilidad, la Reproductive Medicine Associates(RMA) de Nueva Jersey presentó una encuesta sobre la fertilidad en Estados Unidos. Entre otras cosas, el estudio mostró que los norteamericanos son muy optimistas sobre su fertilidad. Así, el 91% de los encuestados piensa que cuando decida tener un hijo lo conseguirá, y el 95% cree que lo hará en menos de 5 años. Por otro lado, el 67% cree que gracias a los avances de la ciencia no se debe preocupar por su fertilidad futura. Sin embargo, sabemos que incluso una mujer joven y sana tiene una probabilidad del 20-30 por ciento de concebir en cada ovulación. La capacidad reproductiva de la especie humana es bastante deficiente si la comparamos con el resto de especies de mamíferos.

Estos resultados serían, seguramente, muy parecidos, si la encuesta se hubiera realizado en nuestro país. Una gran mayoría de las mujeres y hombres piensan que conseguir un embarazo es fácil y que lo lograrán en cuanto se lo propongan. En general puede que estén en lo cierto, pero deberían saber que las posibilidades de gestación se reducen por diversos motivos, siendo uno muy importante la edad, principalmente la de la mujer. Por ello, el estudio realizado por la RMA sugiere que las mujeres mayores de 30 años hablen con su ginecólogo del tema y que se realicen un estudio de sus niveles hormonales, incluyendo la hormona antimuleriana (AMH), ya que su concentración en sangre ayuda a determinar la calidad de la reserva ovárica de una mujer. Unos niveles deficientes de la hormona antimuleriana podrían adelantar la decisión de tener hijos o someterse a un tratamiento para preservar la fertilidad.

Por otro lado, también es aconsejable que los hombres se realicen un análisis de su calidad seminal, un espermiograma, que les informará, al menos, de la cantidad, motilidad y morfología de sus espermatozoides, permitiéndoles tomar decisiones sobre su futuro reproductivo.

Aunque estas líneas puedan parecer alarmantes o catastrofistas, son fiel reflejo de las visitas que recibimos día a día en Tahe Fertilidad, por lo que le recomendamos que no sea demasiado confiado y no retrase en exceso un estudio de su salud reproductiva.